lunes, diciembre 15, 2008

Flying shoes



No podemos sino estar en desacuerdo por la actitud del periodista iraqui que le arrojó este domingo un zapato del número 10 al presidente George W. Bush.

Nuestra indignación gira alrededor de tres puntos principales:

1º Es condenable arrojarle calzado a alguien como Bush cuando se pueden conseguir tantas y tan eficaces granadas en las calles de Bagdad.

2º Es insultante que a Bush le llamen "perro", cuando es del dominio público que los canes son animales de gran inteligencia y nobleza probada.

3º Es una lástima que Nuri Maliki, primer ministro de Irak y que aparece junto al mandaterio estadounidense en el video, esté siendo desperdiciado en ese cargo. Exigimos que lo traigan a México y que le ofrezcan ser portero de la selección nacional. (Yo mismo le compro la camisita tipo Jorge Campos).

He dicho.

Omar Delgado
2008

La nota completa, acá.

3 comentarios:

Brujísima dijo...

deja tuuu, si ni le dio!!


:(

besoo!!

El Lobo dijo...

Eso es precisamente lo que me tiene tan molesto, querida.

Bush se merecia, como mínimo, una descalabrada.


Besos

Brujísima dijo...

uhmm, me imaginé!!


ya no te conectas al MSN??


:/