miércoles, julio 05, 2006

Soluciones para el empate presidencial


Ante esta maldita incertidumbre de los conteos de las actas, y siendo muy probable que la cosa quede, una vez más, en empate técnico, he decidido hacer de su conocimiento estas posibles rutas para definir quien será el próximo presidente de México y sus alrededores.


1) Instaurar la figura del Presidential roll. Cada uno de los candidatos auto- proclamados presidentes podrá gobernar por un mes, alternándose. Así, el Peje podrá ser nuestro presidente los meses impares del calendario (enero, marzo, mayo...) y Felipe Calderón nos podrá desgobernar en los pares (Febrero, abril, junio...). En los años bisiestos, el IFE echará un volado.

2) Recurrir a la ingeniería genética y extraer DNA de los dos pre-presidentes. Así se podrá crear un nuevo ser llamado: Felipe Andrés López Calderón, el cual será católico, liberal, lider de masas, comprometido por los pobres, experto en macroeconomía, sensible a lo social, cuidadoso de la inflación... y pertenecerá, al mismo tiempo, al Yunque y a la Santería... además, hablará inglés al puro centavo, pero con acento tropical.

2bis) Esperar a que las hijas de Calderón estén en edad de merecer y casarlas con los hijos del Peje. Así se podrán tener dos o tres presidentes viables (Proyecto a largo plazo).

3) Dividir la república. Puesto que la elección fue regional, se podría trazar una línea al teritorio nacional, teniendo como referencia la ciudad de Toluca, y formar dos nuevos países. De la linea para arriba podría llamarse "Estados pontificios y empresariales de México, santos por la gracia del Señor y de sus cuñados", y su capital podría ser San Francisco del Rincón, Guanajuato. De la linea para abajo se formaría el país llamado "República revolucionaria del México del sur y del pueblo que se cansa de tanta pinche transa", y su capital se ubicaría, sin dudar a dudas, en Macuspaná, Tabasco. (Se aceptan propuestas para las banderas... y para himno nacional. Omitir a Chico Ché para este último punto).

4) Dejar la silla vacía por seis años. Al final, no notaríamos la diferencia entre un sexenio sin presidente y el sexenio de Fox (Valga la Redundancia).

5) Dejar a los dos de presidentes. Cada ciudadano, de acuerdo al sentido de su voto, sabrá a quien hacerle caso.

6) Alguna vez, en un mitin, Felipe Calderón dijo que "...se quería echar un tiro con López Obrador". ¿Por qué no se la cumplimos? El encuentro podría ser en la Arena México, a tres caídas sin límite de tiempo, y con Luis Carlos Ugalde, presidente del IFE, haciendola de referi a la manera del famoso tirantes. Algunas propuestas de nombres para el Peje: El Rayo de Macuspaná, El Canitas López, Killer Lizardfish. Algunos para Calderón: El Santo de los cuñados, El monaguillo asesino, El hijo del Babalucas (Este último sería viable sólo si el mítico Babalucas de Agualeguas lo reconoce).
7) Una más, la que he bautizado como Pink Solution: Que López Obrador y Calderón salgan del closet y se declaren Gays, que contraigan matrimonio en San Francisco y que formen la Pareja Presidencial Reloaded 2006. Esta propuesta tiene sus ventajas: Los informes presidenciales podrían estar en el mismo formato de la serie Will& Grace, Walter Mercado podría ser el Secretario de Relaciones de Ultratumba y Juanga el nuevo presidente de la Cogetel.

8) O... finalmente, la última y más radical. Dejarnos de chingaderas y ya no escamotearle su indudable triunfo al Doctor Simi (Paty Mercado podría entrar de simichica... Elba Esther, por piedad que se abstenga).

Nota: Este escrito fue hecho sin dolo, y con todo respeto.

Omar Delgado
2006

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Buenisimo, estuve riendo un buen rato, mucha creatividad. Gracias por regalarme una buena carcajada que buena falta me hacía.

Moralehe dijo...

Buenísssimo.. solo espero que el señor Nasif, "el rey de la mezclilla" no nos quiera hechar a perder el inciso 2Bis; y quiera solucinarlo de una buena vez antes de la segunda "convocatoria a la reistencia civil (¿contra qué? sólo el rey lagarto lo sabe)".

Recibe uan abrazo